Eclipse de Luna Llena en Libra

luna llena libra

El 23 de marzo el Sol recién entrado en el signo de Aries y la Luna en Libra hacen su oposición mensual creando una poderosa Luna Llena dispuesta a recordarte el equilibrio que buscas en tu vida. Esta Luna llena cierra el periodo entre eclipses que se abrió con la Luna nueva y Eclipse solar en Piscis el 9 de Marzo.

En el eclipse del 23 de marzo que sucede cuando la luna se encuentra en Libra y el sol en Aries, existe una oposición entre Luna y Mercurio, lo cual nos deja ver que existe un diálogo por cerrar y sanar con respecto a la comunicación en pareja o en pares.

Algo no estamos comunicando, y algo no nos está comunicando el otro.

Los eclipses lunares son Lunas Llenas extra potentes, iluminando los lugares en los que estamos listos para renunciar a los patrones a largo plazo. A medida que la Luna atraviesa la sombra de la Tierra, salen los aspectos más oscuros e inconscientes de la naturaleza humana. Los sentimientos y miedos salen a flote acercándose a la superficie, junto a las intuiciones y revelaciones. Nos volvemos más conscientes de nuestras compulsiones y sus consecuencias, al igual que más atentos de nuevas posibilidades y caminos.

Los eclipses de Luna sacan información a la luz, y sucediendo en Libra, no descartes tener noticias sorprendentes sobre relaciones que se forman, matrimonios inesperados, rupturas traumáticas, divorcios y separaciones.

La Luna y el Eclipse se dan en Libra, signo que busca el equilibrio y la armonización, signo que teje puentes de encuentro en el espejo de la relación con los demás.

La Luna en Libra se opondrá al Sol en Aries (su signo de exaltación), en el grado 3. Es muyimportante comprobar dónde se ubican esas zonas en tu carta y saber si activan otros puntos por aspecto. Cuando hablamos del eje Aries – Libra, irremediablemente exponemos el conflicto que surge al intentar nivelar las necesidades individuales con el funcionamiento de la pareja. Un Sol cegador ilumina a una Luna dispuesta a lo que sea para lograr el balance. Y esa Luna se ve “eclipsada”, por la sombra de la Tierra. ¿Hasta qué punto te merece la pena ceder? ¿Qué es cooperación y qué es sacrificio? Si estabas ajustando tu voluntad a las necesidades de otra persona, quizás ahora descubras que esa actitud ya no te sirve. Porque seamos realistas. ¿De verdad el otro “ve” todo lo que tú estás sacrificando o simplemente pones amor para recibir comodidad y condescendencia? Si este eclipse está determinado a marcar un punto y aparte en tu vida, lo hará para que pienses en ti y tomes las riendas.

El Sol en Aries refleja su fuego en la Luna en Libra, y la Tierra en perfecta alienación con estas dos luminarias, bloquea por unos minutos este resplandor. Esta alineación nos invita al equilibrio radical, equilibrio interno, equilibrio entre el adentro y el afuera, equilibrio en la frontera del vínculo, equilibrio entre nuestras necesidades personales y las de otros, equilibrio de nuestra energía, de nuestro uso del tiempo.

Es justo y necesario que ahora tengamos claridad con respecto a quiénes somos en nuestras relaciones y cómo nos manejamos: ¿somos quienes damos más? ¿acaso a través de nuestro ceder y amabillidad queremos cambiar al otro?

Si pensar en el otro nos irrita, nos pesa o nos duele, es necesario que con este eclipse tengamos la valentía de soltar. Y así, permitirle al otro que sea como tiene que ser, que aprenda lo que necesita aprender. Y nos toca tomar distancia emocional: colocando la mirada hacia nuestro corazón y nuestra propia vida.

¿Hace cuánto que no nos preguntamos qué nos alegra el corazón? ¿Hace cuánto que no nos permitimos descansar y hacer lo que nos venga en gana? ¿Hace cuánto que tenemos la mirada puesta en el otro y nos hemos olvidado de nuestra alegría?

Un ciclo emocional con respecto a nuestras relaciones se cierra. De alguna u otra forma nos hemos transformado, y a través de ser espejos hemos permitido a otros transformarse. Pero aquí y ahora los viejos contratos han comenzado a quemarse. Y con este eclipse la necesidad de hacerlo diferente se deja ver.

La Luna en Libra nos habla de un camino de paz, de colaboración, armonización y belleza en nuestra relaciones. Sin embargo, el Sol en Aries nos recuerda que la paz no es equivalente a decir que sí a todo, o a que el deseo de los demás defina lo que somos y cómo nos hemos de sentir. La dinámica de esta lunación nos habla de un proceso de disolución de nuestra adicción a sacrificarnos por los demás, de entregar nuestra sacralidad al servicio de otros por encima de nuestro bienestar. Esta Luna nos invita a revisar todas nuestras relaciones, tanto presentes como pasadas, y reconocer los patrones vinculares que repetimos.

Y el regente de la lunación, no lo olvidemos, no es otro que Venus en Piscis. Hagas lo que hagas, hazlo con amor… Hasta las últimas consecuencias, pero dejando parte de tu alma y tu corazón en cada paso. Que se note que tu vida la estás viviendo tú y no otra persona, que cada huella hable de ti, de tu bondad y de tu talento. Hazlo por ti, pero también por los demás, porque si cada uno diera a este mundo lo mejor que lleva dentro, sin duda, sería un lugar mucho más maravilloso.

Venus nos recuerda que la clave para el Amor, tanto como para la creatividad, es abrazar el ciclo de vida-muerte-vida. Entonces, en esta Luna llena démosle la bienvenida a todos los finales en nuestras relaciones ya que también contienen la semilla del renacimiento del Amor. El Amor no es el vínculo. El amor es el encuentro entre almas que se renueva eternamente. El vínculo muta para poder dar forma al Amor eterno. Y este empieza en uno mismo.

¡Feliz Luna Llena!

Leave a Reply