Eclipse solar en Escorpio y Luna Nueva

El Día 23 de octubre tendremos un maravilloso espectáculo en el cielo, eclipse parcial de Sol, que será a las 16:00 horas tiempo de México y será visible en Norte América.

Los eclipses solares son extra poderosos durante las Lunas Nuevas, ya que señalan un final importante y comienzo de al menos un área de nuestra vida.

Eclipse solar en Escorpio y Luna Nueva

Escorpio camina al filo de la navaja, consciente de las tentaciones constantes de la elección primordial entre Luz y Oscuridad, de la unidad y la separación, amor y miedo.

Escorpio representa la necesidad de que la antigua forma de ser debe morir, de sacrificar nuestras ilusiones en el altar de la evolución, y recordar que no existe pérdida o muerte real, únicamente transformación, un cambio continuo de una forma a otra.

Escorpio trata con brindar conocimiento a aquellas partes de nosotros mismos que se mantienen en el inconsciente, a nuestros temores, junto a los pensamientos reprimidos y heredados. El sótano de nuestra psique puede dar miedo hasta que encendemos la luz del conocimiento. El acto de volvernos conscientes nos da el poder de la elección. No podemos cambiar lo que no vemos. Siempre que algo se mantenga de manera inconsciente, funcionamos bajo piloto automático, y nos forza a gastar mucha energía en forma de adicciones y distracciones para mantenerlo fuera de nuestra percepción.

Marte es el regente original de Escorpio, simbolizando que el valor y la fuerza de voluntad son necesarias para encender la luz, para enfrentar nuestros miedos y demonios. Cada vez que hacemos esto, nos volvemos más plenos, facultados y efectivos.

Venus realiza una conjunción muy cercana al Sol, la Luna, y el asteroide Palas en Escorpio, dando protagonismo al poder del amor, la verdad, y la divina feminidad. Venus en Escorpio nos reta a ser totalmente honestos con nosotros mismos y con los demás. Cuanto menos nos guardemos, más íntimos podremos ser. Escorpio ayuda a ver los patrones y estrategias que ya no nos sirven. ¿De qué hemos estado huyendo? ¿Qué defensas nos aprisionan? ¿A quién o qué tenemos la necesidad de perdonar?

Mercurio finaliza su tercer y último paso retrógrado del año el día 25 de Octubre en Libra, recordando la importancia de escuchar y hablar con propiedad, desde el corazón.

Esta Luna Nueva en Escorpio confirma que estamos listos para desplazarnos hacia un nuevo territorio. Este eclipse solar nos invita a escoger el amor en lugar del miedo, y nos muestra que: “La puerta hacia los sueños más afectuosos suele ser a través del portal de tus miedos más oscuros.” (Patricia Sun)

 Escorpio trata con la muerte, la transformación, procreación, nacimiento y curación. Las Lunas Nuevas marcan nuevos comienzos así que prepárate para un flujo enorme en tu vida.

¿Atascado? ¿Atascada? Es el momento de soltar una carga gigante.

Los eclipses de sol o de luna actúan de forma diferente a nivel personal.  Los de Sol impulsan a que logremos tomar conciencia en los cambios, ósea que ese tema en específico será muy visible y te darás cuenta de él. Generalmente estamos cerrando capítulos, soltando, liberando y hacerlo con conciencia nos facilita para dar el paso. Si lo hacemos así fluidamente es cuando crecemos, aprendemos y los cambios nos hacen sentir bien, pero si nos aferramos a lo caduco, a las relaciones, situaciones, personas, cosas etc. sin reconocer que nuestra misión ha concluido nos estaremos perdiendo de la maravillosa oportunidad de estrenar, renovarnos, sentir más y mejores experiencias.

Ten la confianza en que has venido trabajando por estos cambios, en que las cosas y las decisiones que has tomado han sido las correctas. ¿Cómo saber si es lo correcto o no? Cuando logras desapegarte y abrir las alas a nuevas ideas y recordar las cuestiones pasadas no duele más. La verdadera libertad y el verdadero amor no duelen… por el contrario, cuando dejamos ir personas, empleos, preocupaciones o cosas con la conciencia de que “algo mejor vendrá” y sin apegarnos al resultado o sin intentar “retener” nuestro Ser se siente satisfecho por haber dado un paso a una vida menos apegada o dependiente.

Fuente: AstroWorld / Grado29